Estudio Atisba arrojó un aumento de la "brecha verde" en Santiago:

Al ritmo actual, 18 años tardaría superar déficit de áreas verdes En Vitacura la cobertura vegetal se incrementó 10%, pero en comunas como Independencia y Macul se mantuvo igual. Manuel Valencia Recién en 2030 Santiago podría superar el déficit de 2.720 hectáreas de áreas verdes que requiere para alcanzar el […]

Al ritmo actual, 18 años tardaría superar déficit de áreas verdes En Vitacura la cobertura vegetal se incrementó 10%, pero en comunas como Independencia y Macul se mantuvo igual. Manuel Valencia Recién en 2030 Santiago podría superar el déficit de 2.720 hectáreas de áreas verdes que requiere para alcanzar el estándar de 9 metros cuadrados de áreas verdes por habitante, establecido por la Organización Mundial de la Salud (OMS). Actualmente, la capital alcanza la mitad: 4,5 metros cuadrados por habitante.

La proyección forma parte de las conclusiones de un estudio sobre la cobertura vegetal de Santiago, realizado por la consultora Atisba, que dirige el urbanista Iván Poduje. El catastro fue realizado a través de un sistema georreferencial que dividió Santiago en 500 barrios y que permitió detectar parques, plazas, bandejones y antejardines públicos. Tras una medición de tres años, el análisis reveló que la «brecha verde» entre las comunas de mayor y menor ingreso de la ciudad aumentó. Desde 2009 a 2011, los mayores crecimientos en superficie se registraron en Vitacura (10%, aportado fundamentalmente por el Parque Bicentenario) y Las Condes (8%). También se destaca el crecimiento de Cerrillos, que alcanza un 8%, por la inauguración del parque de 50 hectáreas en Ciudad Bicentenario. Lo mismo sucede con Puente Alto (8% de aumento), debido a la creación de nuevos parques con financiamiento mixto y conjuntos de viviendas con áreas verdes comunes. Al otro lado de la vereda, Estación Central, La Cisterna, La Pintana, Macul y Pedro Aguirre Cerda no registraron crecimiento (0%). Con ello, según el catastro, Vitacura se consolida como la comuna más verde de Santiago, con 21,8 metros cuadrados de cobertura vegetal por habitante. La siguen Providencia (14,3), La Reina (12,1) y Cerrillos (10,4). Institucionalidad Según el autor del estudio, el urbanista Iván Poduje, si el modelo actual continúa, sólo algunas comunas, como Puente Alto o Peñalolén, podrán detener el déficit. «Es imposible abordar el desafío de reducir el déficit de áreas verdes con la institucionalidad y el presupuesto actuales. Menos si no existen glosas para mantener estos espacios, lo que crea la insólita situación de que los gobiernos regionales no quieran levantar parques porque no tienen recursos para mantenerlos», critica el consultor. Propone que la nueva autoridad de parques que busca crear el Gobierno «pueda planificar, construir y mantener nuevas áreas verdes, focalizándolas en las comunas y barrios de mayor déficit, que de no mediar cambios, seguirán siendo los sectores vulnerables, de menos recursos». Al respecto, el ministro de Vivienda, Rodrigo Pérez, señala que la cartera está construyendo 17 parques urbanos en las comunas más vulnerables del país, que aportan 107 nuevas hectáreas de áreas verdes. «Nuestro objetivo es lograr que en cada región exista, al menos, un parque urbano de dimensiones superiores a las tres hectáreas que cuente con un financiamiento estable, en base no sólo a recursos públicos, sino también mediante alianzas con el sector privado de cada ciudad», dice. La cartera inició el primer catastro de parques para detectar qué espacios verdes existen en el país y en qué situación están. Con esos antecedentes trabajarán los futuros departamentos de parques urbanos que estarán radicados en los Serviu del país. MANTENCIÓN Según el análisis, por los altos costos de riego, los gobiernos regionales no invierten en nuevas áreas verdes. «Es imposible abordar el desafío de reducir el déficit de áreas verdes con la institucionalidad y el presupuesto actuales». Ivan Poduje.

20130306 AREAS VERDES

Publicado el 18 de Sep

Síguenos en Twitter