Caminos para impedir que guetos verticales se tomen Santiago

Expertos analizan la situación e identifican al plan regulador de cada comuna como la clave para detener la hiper densificación. Además, proponen mayor inversión y endurecer normativas. Tras la denuncia que hiciera el día de ayer el intendente Claudio Orrego, respecto de las características de algunos edificios que se construyen en la […]

Expertos analizan la situación e identifican al plan regulador de cada comuna como la clave para detener la hiper densificación. Además, proponen mayor inversión y endurecer normativas.

Tras la denuncia que hiciera el día de ayer el intendente Claudio Orrego, respecto de las características de algunos edificios que se construyen en la comuna de Estación Central,surgieron nuevamente los cuestionamientos sobre hacia dónde o de qué forma se está construyendo la ciudad.

Para autoridad, acá hay dos factores que se han conjugado, “la falta de regulación local” y la “codicia sin límite”, resultando un “desastre urbano”.

Frente a esto, Iván Poduje, arquitecto experto en urbanismo, aseguró a La Tercera que si bien el fenómeno de densificación es algo positivo, lo que ha planteado la autoridad regional “es un problema serio, que se viene arrastrando hace tiempo”, pero que en el caso de Estación Central, tiene que ver con que “no tiene un plan regulador actualizado”.

“El problema se produce cuando hay hiper densificación”, planteó, señalando que son tres claras razones las que lo explican:

Porque con la hiper densificación se revientan las redes que existen en los lugares. Las ciudades tienen una capacidad de densificarse, pero cuando se rompe eso, se generan trastornos.
Como por ejemplo, que se saturan las calles, los espacios públicos, las veredas se hacen pequeñas, la presión del agua no alcanza para cubrir el requerimiento de todo el edificio, se produce una falta de servicios.

Los barrios tienen una capacidad de carga y si eso se va a aumentar, el gasto también tiene que crecer.

Porque se genera un problema de convivencia muy serio entre la comunidad. Son demasiados departamentos en espacios reducidos, donde los problemas se vuelven severos, hay pocos asesores, pocos estacionamientos. La convivencia se hace muy compleja.
Por la complejidad que tienen para adaptarse a los cambios que va teniendo la ciudad. En algunos casos al ser departamentos tan pequeños, les cuesta adaptarse a los cambios de la ciudad y tienen el riesgo de perder valor y de transformarse en ruinas prematuras.
Para Poduje, eso sí, es importante mencionar que éstas “no son situaciones generalizadas”. Menciona sólo tres comunas del Gran Santiago donde se han visto atisbos de este problema, pero claramente en menor medida: en Santiago Centro, Independencia y  Recoleta.

Esto es respaldado desde la seremi de Vivienda, pues plantean que la hiper densificación no se registra en otras comunas, ya que las municipalidades cuentan con un plan regulador actualizado y con medidas de mitigación que se exigen a las empresas constructoras de edificios de gran envergadura.

Teniendo en cuenta aquello, el arquitecto considera que aquí, la primera responsabilidad es del municipio, pues “no pueden no tener una carta de navegación de donde quieren llevar a la comuna o tener una tan obsoleta. Eso hace que en algunos casos, estén obligados a dar los permisos que se solicitan”.

“En segundo lugar, el gobierno central también tiene una cuota de responsabilidad en esto, ya que no ha modificado leyes que son muy antiguas y que permiten que haya resquicios para construir más o que impiden regular aspectos de diseño”, prosiguió.

En tercer y último lugar, por supuesto que planteó la responsabilidad de las empresas constructoras. “Están haciendo un prejuicio, debe ser constructoras de ciudad, deben aportar. No es razonable que construyan bajo una hiper densidad”, sostuvo.

¿CUÁL ES EL CAMINO QUE SE PUEDE SEGUIR?

En la entrevista, Iván Poduje se aventuró planteando tres medidas que se podrían poner en práctica para enfrentar los guetos verticales  de Estación Central y evitar que se tomen Santiago u otras ciudades del país.

En el corto plazo, propone actualizar el plan regulador de cada comuna y que se definan normas “mucho más claras, más precisas y acorde con la capacidad de los barrios”. Pues consideró necesario que las empresas hagan un trabajo de innovación de sus proyectos.

En el mediano plazo, “hay que tener un plan de inversión para que las torres, las cerca de 70 torres que hay en la comuna con permiso, tengan los servicios adecuados”. Para él, es necesario que cada empresa “urgentemente”, se haga cargo y se comprometa con las inversiones que son necesarias.

En el mediano-largo plazo, indicó como “fundamental” que las escuelas de arquitectura y el Ministerio, se hagan cargo del tema de la densificación, ya que es un tema que llegó para quedarse.

Continuando con las propuestas del experto para conseguir una ciudad más amigable con una densificación equilibrada,  mencionó tener corredores de Metro, tener más infraestructura, establecer diseños que permitan destinar mayor porcentaje distanciamiento entre edificios.

Además, es claro en sostener que el Ministerio de Vivienda tiene que modificar la ley de urbanismo que está, según él, llena de resquicios que permiten saltarse normas.

“Tenemos que hacernos cargo de la densificación, que la ciudad crezca hacia arriba pero de manera equilibrada. Santiago se está densificando, es algo irreversible, por lo tanto es urgente que los municipios tengan los planes actualizados. En algunas comunas se congela todo, pero eso tampoco es la salida. Es importante que sea equilibrado, con respeto por el entorno y acorde a las características de los barrios”, concluyó.

Lo expuesto por Puduje, ha estado en línea con lo que el Intendente Orrego ha venido develando los últimos días, la falta de regulación existente es la principal causa de que en algunas comunas, miles de familias vivan en espacios bastantes reducidos.

Así, también indicó que como Gobierno Regional están preocupados de mantener cierta estabilidad en la ciudad, ya que considera que Santiago “se caracteriza por delicado balance entre población, densidad, infraestructura y calidad vida”.

En 2014, Orrego comenzó a evidenciar esta problemática, por lo que hoy, más que nunca, pide con urgencia a Estación Central que actualice su plan de regulación.

“Las emociones no pueden quedar fuera de la construcción de una ciudad. Sin eso perdemos la “escala humana” y dejamos de ver al otro como igual”, dijo la autoridad.7

Publicado el 18 de Sep

Síguenos en Twitter