Delincuencia en el sur de Santiago

Señor Director: Quisiera complementar la alerta dada por el concejal del El Bosque Luis Morales en su carta de ayer. La violencia que describe se extiende más allá de El Bosque, abarcando todo el «cono sur» formado por San Ramón, La Pintana, La Granja, San Joaquín y amplios sectores de […]

Señor Director:

Quisiera complementar la alerta dada por el concejal del El Bosque Luis Morales en su carta de ayer. La violencia que describe se extiende más allá de El Bosque, abarcando todo el «cono sur» formado por San Ramón, La Pintana, La Granja, San Joaquín y amplios sectores de San Bernardo y Puente Alto.

De acuerdo con un estudio de Atisba, en estas comunas el Ministerio Público detectó 136 barrios críticos por narcotráfico afectando una población de 550.000 habitantes, lo que equivale al 37% del total. Además, son territorios con altos índices de segregación, pocas áreas verdes y la mitad de los servicios por habitante que el promedio de Santiago.

La magnitud del problema es tal, que se requieren respuestas integrales que complementen la acción policial. Una clave es transformar los 200.000 m {+2} de sitios eriazos del cono sur en plazas, canchas deportivas y centros cívicos con nuevas comisarías, salas cunas y servicios para niños, adolescentes y jefas de hogar.

Otra estrategia es acercar estos lugares a la ciudad formal, y para ello es fundamental extender el Metro hasta La Pintana, El Bosque, San Bernardo y Bajos de Mena, transformando sus estaciones en nuevos polos de desarrollo con equipamientos culturales y deportivos.

De no mediar soluciones integrales y decididas, el cono sur se seguirá aislando de la ciudad, permitiendo que bandas delictuales reemplacen la función del Estado, agravando el problema hasta límites insospechados.

Iván Poduje Capdeville
Arquitecto

Publicado el 18 de Sep

Síguenos en Twitter