Volver
Ivan Poduje
Ivan Poduje

[Columna] Proyecto Mapocho Río

Si usted ingresa a Santiago por la Costanera Norte, podrá ver en vivo y en directo la segregación urbana que tanto aflige a Santiago. En el poniente las riberas del río Mapocho están rodeadas por basurales, canchas de tierra, terminales de micros, y campamentos que parecen caerse al agua con una pobreza que conmueve.

El panorama cambia drásticamente al pasar por el parque fluvial Renato Poblete y la diferencia se hace brutal al ingresar a Providencia y Las Condes, donde el Mapocho aparece rodeado por modernos edificios de oficinas, frondosas áreas verdes, puentes iluminados y concurridas ciclovías.

Este contraste se terminará luego del anuncio del Presidente Piñera de construir un parque de 9 kilómetros que conectará el Renato Poblete con Cerro Navia, recuperando 45 hectáreas de terrenos abandonados o subutilizados. Las familias de campamentos serán relocalizadas en viviendas dignas, los basurales serán reemplazados por paseos, anfiteatros, piscinas y juegos infantiles, y las canchas de tierra darán lugar a nuevos recintos deportivos con camarines, pasto e iluminación.

También se construirán tajamares para proteger a la ciudad de los desbordes del río, con miradores y puentes peatonales para cruzar hacia Renca. Las fachadas de las viviendas sociales que miran el parque serán mejoradas, se extenderá la ciclovía 42K y se construirá una amplia red de luminarias para dar seguridad a los vecinos, que podrá combinarse con luces de colores para animar conciertos al aire libre.
Este nuevo proyecto presidencial se llama “Mapocho Río” y junto a iniciativas que desarrollan los alcaldes de Lo Barnechea y Vitacura, permitirá contar con un sistema de parques conectados que recorran todo Santiago. Será un gran espacio público metropolitano donde las diferencias socioeconómicas desaparezcan gracias a la calidad del paisaje y sus prestaciones.

Mi opinión favorable viene de cerca. Trabajé en el proyecto Mapocho Río con un equipo del Ministerio de la Vivienda y Urbanismo liderado por Paz Serra y Hernán Fontaine. Sin embargo, creo que sus atributos hablan por sí solos y le harán mucho sentido a quienes sienten que recorren varios países distintos cada vez que entran por la Costanera Norte.

Estoy convencido de que la segregación es el principal problema de nuestras ciudades y por ello valoro que el Presidente Piñera y su ministro Cristián Monckeberg hayan impulsado Mapocho Río; un megaproyecto acorde con el desafío de tener una ciudad más justa, en un lugar postergado por décadas y que por fin tendrá la dignidad que merecen sus 300 mil vecinos.