Boom inmobiliario de Santiago centro se detiene después de 18 años

En 1996 comenzó la explosión de compra de departamentos gracias al subsidio a la clase media. Altos precios del suelo y cambios en planos reguladores hicieron que la demanda cayera. Este año es el más notorio. Si en 1997, por ejemplo, se vendían 15 mil departamentos por año en Santiago […]

En 1996 comenzó la explosión de compra de departamentos gracias al subsidio a la clase media. Altos precios del suelo y cambios en planos reguladores hicieron que la demanda cayera.

SantiagoEste año es el más notorio. Si en 1997, por ejemplo, se vendían 15 mil departamentos por año en Santiago Centro, en 2011 ya eran 8.000, al año siguiente eran 7.000 y en 2013, la venta cayó a 5.000.

Así lo registra un estudio realizado por la empresa especializada en los movimientos que experimenta el mercado inmobiliario, GFK Adimark, la que indica que este año marca la caída más notoria de la oferta de departamentos en una zona de Santiago que hace 18 años vivió un boom en su repoblamiento.“Mientras el último trimestre de 2012 alcanzan a más de 2.100 los departamentos vendidos, este trimestre la comercialización llegó a las 1.766 unidades, lo que representa una caída del 37,4% respecto del trimestre anterior”, afirma el gerente de estudios inmobiliarios de GFK Adimark, Javier Varleta, quien remarca que ha sido el menor nivel transado en la comuna en los últimos tres años.

Estas cifras para Varleta ya decretaron de forma definitiva el fin del boom inmobiliario en el centro de Santiago Centro, tanto al sur como al norte de la Alameda. “Es hora de que las empresas comiencen a mirar para otros lados, al igual que las personas, porque la oferta seguirá disminuyendo, indica.

RAZONES DETRÁS

En 1996 comenzó el repoblamiento del centro de Santiago. El alcalde de Santiago de la época, Jaime Ravinet, había impulsado junto al Ministerio de Vivienda y Urbanismo un incentivo a la construcción y compra de departamentos en la zona, lo que en un par de años llevó a las inmobiliarias a comprar suelos más baratos y empezar a levantar inmuebles por montones. Fue así como los interesados empezaron a comprar departamentos de entre 1.000 y 2.000 UF. A estos, además, el Minvu subsidiaba con 200 UF más.

Así, cambió la cara de un Santiago Centro antiguo por uno de altas torres.

Sin embargo, debido a cambios impuestos en las reglas del juego, ese boom, según los expertos, ya cayó.

Según señala Javier Varleta, entre otros motivos está el incremento en el valor de suelo en estos sectores. “De las 28 UF que costaba el metro cuadrado en 2010, hoy promedia 41.5 UF”, asegura el consultor.

A eso se suma, además, las restricciones que se impusieron hace tres años a la normativa que regula las alturas. El entonces alcalde de Santiago, Pablo Zalaquett, impulsó un cambio al Plan Regulador Comunal, en el perímetro conformado por Av. Vicuña Mackenna, Alameda, Manuel Rodríguez y Av. 10 de Julio: de 20 pisos se permitió construir hasta 10.

El presidente del Instituto Inmobiliario, Roger de Barbieri, asegura que antes se construían edificios con 400 departamentos y ahora sólo de 200. “Eso desmotivó a las inmobiliarias a seguir construyendo departamentos”, dice.

En tanto, el socio de Atisba, el urbanista, Iván Poduje, concuerda en que la oferta ha disminuido -“pese que la demanda sigue existiendo” -por las medidas interpuestas a los planos reguladores comunales. Al anterior, se suma el del barrio Matta Sur, que en 2012, sufrió un congelamiento en la construcción de torres, luego de que la actual alcaldesa, Carolina Tohá, así lo decidiera junto al concejo municipal.

Javier Hurtado, gerente de estudios de la Cámara Chilena de la Construcción añade: “En 2011, Santiago representaba el 40% de la oferta inmobiliaria de toda la capital y ahora, es el 25%”, explica.

EL DESPLAZAMIENTO

Según los entendidos, la oferta del tipo de vivienda que en 1996 se ofrecía en Santiago, ahora se desplazará a lugares como Estación Central, Independencia y Quinta Normal. “Son sectores que ofrecen una muy buena conectividad y un traslado rápido hacia varios puntos dentro de la ciudad”, afirma Roger de Barbieri.b

Newsletter

Suscribirse por correo electrónico es una excelente manera de conocer nuestras últimas noticias, proyectos, investigaciones, análisis, eventos y trabajos. Suscribirse es rápido y fácil.
Loading